Entradas

Mostrando entradas de febrero 22, 2015

El viaje de un pequeño gorrión.

Imagen
Ven a la ciudad me dijeron, allí la vida es mucho más alegre. La ciudad está llena de vida, de colores inimaginables. En los parques,los niños corren alegremente y dan de comer a las aves que habitan en ellos.      Mi tío Renato, un gorrión presumido y altanero, que se jactaba de vivir cómodamente en la ciudad, hablaba de mil y una aventuras. De como al anochecer la ciudad se vestía de luces de todos los colores, de los deliciosos manjares que  había degustado, de la música, de tantas cosas bellas que ardía en deseos de conocer, y no lo dudé ni un segundo.    Después de discutirlo durante mucho tiempo con mis mayores, tomé la firme decisión de emprender el viaje al paraíso..... o al menos, eso creí yo.      Antes de llegar al destino soñado, pasé por algunos pueblos en los que conocí a otros gorriones jóvenes como yo.Y fue así como conocí a mis tres compañeros de viaje.
 Al igual que yo habían oído hablar de las maravillas de la gran ciudad. Así que proseguimos el viaje juntos.
      Despu…

Noche de insomnio

Imagen
Las 5.00 h de la madrugada y sin poder conciliar el sueño. Aún noto algo congestionada la nariz, a pesar de haber superado la gripe días atrás. De improviso, siento un portazo en la quietud de la noche, es el vecino de al lado que inicia su jornada laboral. Tras dar una ligera cabezada, el ruido del ascensor vuelve a sacarme de mi adormecimiento, la panadera acaba de dejar la bolsa del pan en la puerta de la vecina del 2ºC. Tras bajar a toda prisa por la escalera deja cerrar de un portazo la puerta principal. En ese momento me acuerdo de toda su extensa familia y, tras tranquilizarme del sobresalto, me vuelvo a acomodar en la cama. De nuevo todo en silencio, el cuerpo y mi mente empiezan a abandonarse a un estado de semivigilia cuando el ruido del motor de un coche me hacen abrir los ojos de nuevo, es el hijo del vecino del 1º A que trabaja de Dj en una discoteca y que acaba de llegar del trabajo. Para no variar, y no ser menos que los anteriores, cierra la puerta de su coche de un por…