Entradas

Mostrando entradas de diciembre 25, 2016

El viaje de un pequeño gorrión.

Imagen
Ven a la ciudad me dijeron, allí la vida es mucho más alegre. La ciudad está llena de vida, de colores inimaginables. En los parques,los niños corren alegremente y dan de comer a las aves que habitan en ellos.      Mi tío Renato, un gorrión presumido y altanero, que se jactaba de vivir cómodamente en la ciudad, hablaba de mil y una aventuras. De como al anochecer la ciudad se vestía de luces de todos los colores, de los deliciosos manjares que  había degustado, de la música, de tantas cosas bellas que ardía en deseos de conocer, y no lo dudé ni un segundo.    Después de discutirlo durante mucho tiempo con mis mayores, tomé la firme decisión de emprender el viaje al paraíso..... o al menos, eso creí yo.      Antes de llegar al destino soñado, pasé por algunos pueblos en los que conocí a otros gorriones jóvenes como yo.Y fue así como conocí a mis tres compañeros de viaje.
 Al igual que yo habían oído hablar de las maravillas de la gran ciudad. Así que proseguimos el viaje juntos.
      Despu…

Propósitos para un nuevo año

Imagen
Este año voy a proponerme cumplir las propuestas que siempre me propongo cumplir, que ya es mucho. Y voy a proponerme echar a patadas a la apatía y al desánimo, que por algo se empieza y es menester hacer sitio a la ilusión y la esperanza que espero que se encuentren cómodas y se queden a vivir.
 Me he propuesto no hinchar más vanidades egocéntricas, que se busquen otro perrito adulador.
Voy a evitar debates de besugos, porque para qué perder el tiempo si al final por cansancio y por no escuchar más el mismo rollo acabas dándole la razón como a los locos para no terminar en discusión.
 Me he propuesto no poner rumbo a ninguna parte ante cantos de sirena de discursos vacíos y mucho menos seguir la corriente de intolerantes que no tienen más que una visión inamovible de los hechos y que no admiten más que su opinión.
Me he propuesto adelgazar el aburrimiento y engordar mi biblioteca para vivir historias que contar.
Me he propuesto no aprender más idioma que la alegría y estudiar la fel…