Entradas

Mostrando entradas de julio 23, 2017

Doradas a la sal y salsas para acompañar a las doradas

Imagen
NOTA: esta receta se puede hacer con lubina, dorada y  con lisa o mújol. Y se les puede acompañar con patatas, verduras o con lo que mejor gustéis. Si quieres imprimir esta receta está disponible en:https://www.facebook.com/algomasquecuento
Ingredientes (para cuatro personas)4 doradas de 400 g. aprox. -sal para cocinar al horno (suelen ser de dos kilos y se venden en cualquier supermercado). Preparación:
   Colocamos las doradas enteras (con su piel) en una bandeja de horno cuyo fondo esté cubierto de la sal. Un truco para que no tengamos luego que pasarnos mucho tiempo limpiando sería cubrir previamente la bandeja con papel de horno y luego cubrirlo con la sal.    A continuación, cubrimos los pescados con el resto de la sal, pero atentos, tenemos que dejar el ojo del pescado al descubierto, pues cuando el ojo se ponga blanco eso nos indicará que el pescado ya está hecho.


   Una vez que lo tenemos cubiertos, lo entramos en el horno que lo habremos pre-calentado previamente, y lo pondremos a

¡Me está mirando! (I)

Imagen
-¿La doctora Svenson?
-Sí soy yo, pero pase no se quede en la puerta.
-Mi nombre es Martin.
-Bien Sr Martin, tome asiento. Enseguida comenzamos.
Tras anotar los datos personales, la doctora Svenson tomó una carpeta cuero negro, la abrió y sacó unas láminas. Las ordenó lentamente mientras observaba minuciosamente el aspecto de su paciente. El señor Martin aparentaba menos de sesenta años, que era lo que le había dicho, parecía algo tímido y nervioso. Se mordía continuamente los labios y se arrascaba continuamente el antebrazo izquierdo.
-Le voy a mostrar unas láminas, quiero que me diga qué le sugiere la imagen.
-Como usted diga-asintió él.
La doctora le mostró la primera lámina.
-¿Qué ve en esta lámina?
La miró detenidamente, sus ojos grises se esforzaban por encontrar un sentido a aquella imagen. Hizo una mueca y se encogió de hombros sin saber qué decir. Al final se decidió a responder.
-Solo una mancha negra.
-Bien, ahora le mostraré otra.
Hizo exactamente lo mismo que con la lámina anterior.
E…